Hace tres años, a través de este medio de comunicación cultural, se ponía en marcha un festival que acogía a bandas, dúos y solistas en acústico. El escenario elegido fue la taberna "Vinos Chueca" de Casetas, barrio Zaragozano que cuenta con cientos de músicos de diversas generaciones y en el que la música está presente cada día. Una de las novedades de esta III Edición ha sido ponerle nombre; "Al Este del Moncayo", en memoria del poeta, músico aragonés y líder de la banda "Más Birras", entre otras, Mauricio Aznar. Otra de las novedades con la que se cuenta es que, definitivamente, esta reunión de músicos, se llevará a cabo el día 29 de enero de cada año en el mismo escenario y fusionándose con la festividad de San Valero.

En la tarde de ayer y con el local a reventar de público se pudo disfrutar de Gran Bob en solitario, músico y anfitrión. Él daba el pistoletazo de salida, al que le seguían Luis Zarápolis y Los Condenados, quienes pusieron a bailar y corear a todo el público con sus versiones. La primera voz femenina de la tarde era Isabel Marco. Nos presentaba algunos de sus temas pertenecientes de su primer disco en solitario: "Quiero ser agua". El primer dúo de la velada, "Cena Para Dos" sonando a guitarra y voz. Después llegó el turno del artista malagueño, afincado en Zaragoza, Diego Meléndez, quien se ganaba al público desde la primera canción y a pesar de cualquier fallo técnico que se le pusiera por delante. Nos cantó sus canciones y también alguna versión. El toque más entrañable de la tarde lo pusieron Nano Kaos e Izarbe, padre e hija, interpretando canciones en inglés y castellano. De cara al final, dos chicas de alma vieja, muy jóvenes, junto a su padre: "Daddy´s Girls". Eran las encargadas de mostrar su talento vocal a dos voces y demostrar de lo que son capaces las nuevas generaciones musicales, con formación, ganas e ilusión. El final apoteósico llegaba con "The Bluegrass Lions". Una formación atípica en nuestro país, formada por: Voces, armónica, guitarra acústica, contrabajo, banjo, violín y cucharas. Éxito total tras más de dos horas de música en directo, variada, con aires frescos y manteniendo al público entretenido de principio a fin. Además de música, pudimos disfrutar de la poesía, escrita para la ocasión, de las voces de dos poetas, Fran Picón y María Belén Mateos. 

 

FOTOGRAFÍAS REALIZADAS POR: TERESA MONTEAGUDO.

 

   

 

  

 


 

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar