La noche del 25 de enero, Málaga acogió la "34ª edición de los Premios Goya", en la que, en todo momento, se estuvo muy pendiente de las inclemencias del tiempo. La gran fiesta del cine español se celebró en el Palacio de deportes José María Martin Carpena. Una gala presentada por los cómicos Silvia Abril y Andreu Buenafuente, en la cual hubo reivindicaciones con mucho humor pero que, en algunas ocasiones, no se acabó de entender muy bien y, en cuanto a la realización, estuvo llena de luces y sombras. La ceremonia empezó con el discurso de Jesús Vidal, agradeciendo de nuevo y en tono de humor, su Goya. Con esta broma se quiso hacer un guiño al discurso del actor un año después. Entre los asistentes estaban Pedro Sánchez, el Presidente del Gobierno y el Ministro de Cultura y Universidades, José Manuel Rodríguez Uribes, quienes recibieron algunas reivindicaciones de los presentadores y de los protagonistas de la noche.  

En esta edición hubo una gran ganadora, "Dolor y Gloria" de Pedro Almodóvar con 7 premios, a la que siguió "Mientras dure la Guerra" de Alejandro Amenábar con 5 premios y "La Trinchera infinita" dirigida por Aitor Arregi, Jon Garaño y José Mari Goenaga, con dos galardones. 

Los actores premiados fueron, en la categoría de mejores actores protagonistas, Belén Cuesta y Antonio Banderas; como mejores actores de reparto, Julieta Serrano y Eduard Fernández y como mejores actores revelación, Benedicta Sánchez a sus 84 años y Enric Auquer. 

Además, estuvo plagada de emociones, sobre todo para Nata Moreno y Carla García de Albéniz, dos aragonesas que recibieron un Goya cada una. La primera  por su trabajo en "Mientras dure la Guerra" en producción y la segunda por la dirección en el documental "Ara Malikian: una vida entre las cuerdas". 

El Goya de Honor fue concedido a Pepa Flores, Marisol, una gran actriz y cantante. Fue recogido por sus hijas, Celia Flores y María Estévez de la mano de Emilio Gutiérrez Cava. Estas hicieron subir a su tercera hermana, Tamara al escenario. La cantante Amaia y la propia hija de la homenajeada, Celia Flores, cantaron sendos temas suyos. 

También había actuado Pablo Alborán cantando "Sobreviviré", la banda sonora de la película "Manzanita".  

Como todos los años se rindió homenaje a los profesionales del mundo del cine fallecidos en 2019. En esta ocasión lo acompañó la música y la voz en directo de Jaume Cullum, con la canción "Endings are beginings".

Y para acabar, el Presidente de la Academia, Mariano Barroso, comentó los datos que obtuvo el cine español en el año 2019. Mando un mensaje, también, a las personalidades del gobierno y se acordó de todos aquellos profesionales que están sin trabajo en el mundo audiovisual.

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar