Las Uvas Dulces de José Antonio Labordeta en la voz de María José Hernández  Hacía un año que María José Hernández se despedía del escenario de La Campana de los Perdidos para preparar su nuevo disco y "cruzar el charco" para llevar sus sonidos a otros mundos.

Mismo lugar y por qué no, misma fecha en el calendario. La cantautora zaragozana nos regalaba anoche "Las uvas dulces" del "ABUELO". En una sala como pocas quedan en esta ciudad, pudimos escuchar las preciosas canciones que el gran José Antonio Labordeta nos dejó como recuerdo antes de partir. Este era un adelanto a lo que será a finales del mes de las flores su nuevo disco. Trabajo que consigue grabar gracias al apoyo de su fiel público y "Crowdfunding".

En el escenario que prácticamente la ha visto crecer volvían a sonar temas de discos anteriores de María José y algunas de las joyas que Labordeta nos dejaba recogidas en sus discos. "Levemente" o "Señales de humo" eran sólo algunas canciones con las que nos hacía disfrutar.

Esta vez sin nadie más que ella, las seis cuerdas de su guitarra y su piano, la cantautora subía al escenario algo más inquieta de lo normal por la soledad. En otras ocasiones la hemos podido ver con toda una banda detrás o al menos, con bajista y guitarrista. No necesita nada más que su talento , su fuerza en el escenario y su manera de expresar para que todas y cada una de las historias que cuenta se queden reflejadas en las vidas de mucha gente.

Si todo va como está pensado, en Julio de este mismo año podremos verla presentado su nuevo trabajo "vestido de largo" con toda la banda en el Teatro Principal de Zaragoza.

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar